Hoy Día de San Miguel, donde se unen los lazos de la religiosidad popular con la oficial

El 29 de septiembre de cada año se celebra y venera al Arcángel Miguel, el Arcángel del Rayo Azul, llamado también San Miguel Arcángel por los católicos.

Según la Historia religiosa pertenece a los espíritus pertenecientes al octavo coro de los nueve que componen la jerarquía de los ángeles directamente por Dios; estos coros son: serafines, querubines, tronos, dominaciones, potestades, virtudes, principados, arcángeles y ángeles. Se les llama santos arcángeles de forma oficial y así llevan nombre varios templos en el mundo e inclusos sus oraciones, también se les denomina arcángeles, de modo que pueden ser identificados de ambas maneras.

La Biblia refiere la aparición de tres de ellos:

 Miguel

Reconocido como el Príncipe de la milicia celestial, por haber vencido al Maligno en singular batalla celestial contra los ángeles que se rebelaron ante la majestad de Dios. La tradición nos dice que su misión será sobresaliente en el juicio final, sopesando en una balanza las obras buenas de los justos.

Iconografía. Con armadura militar, en su coraza lleva estrellas, el sol y la luna; viste un clámide (pequeña capa roja, propia de los generales en pie de lucha); en la mano derecha porta un espada flamígera, y en la izquierda una balanza; a sus pies el demonio vencido. Intercesor poderoso contra los enemigos del cuerpo y del alma.

Su significado implica protección, seguridad, poder, superación de obstáculos y la destrucción del miedo y la duda. Por eso, el arcángel Miguel inspira al ser humano a vestirse con los símbolos de su armadura. Es uno de los más invocados y su imagen es muy popular en América Latina y Europa.

– Gabriel.

Es el mensajero de Dios ante la Santísima Virgen María al anunciarle que será la Madre del Redentor (Lc 1,26). Además de revelar al Señor san José, que será el Custodio del Redentor.

Iconografía: con alba túnica y una azucena en la mano símbolo de pureza, ante la Virgen María, anunciándole la Encarnación del Hijo de Dios. Proclamado patrono de las comunicaciones por el pontífice Pablo V1 (1963-1978). Como fieles cristianos lo invocaremos para escuchar y obedecer la voluntad de Dios, de acuerdo a nuestro estado de vida.

– Rafael:

La narración del libro de Tobías en su capítulo 12, da a conocer la misión de este arcángel, al sanar a Tobit de su ceguera. Iconografía: de pie con atuendo de peregrino, pequeña capa que lo cubre, guaje y cayado o bastón, en sus manos un pescado. Protector en enfermedades de la vista y de los viajeros.

Comments are closed.